Albert Adrià: “A Pedro Sánchez y Puigdemont les daba de comer un pan con tomate”

Tornar a premsa

Se reivindica como Albert, sin renegar de Ferran. Se apellida Adrià «y a mucha honra». Lleva a gala haber sido el chico de los postres de elBulli. El hermano pequeño de aquel loco que lo metió en los fogones del mejor restaurante del mundo. Fue un 22 de marzo de 1985, con 15 años, después de decirle a su padre que no quería estudiar más. En Cala Montjoi descubrió el mejor oficio del mundo. Aquel por el que cada día se levanta con la humildad y la pasión intactas para mejorar hoy el plato de ayer.

Descarregar
Close Pop Up

GRUP IGLESIAS BARCIELA, SLU utilitza "COOKIES" per garantir el correcte funcionament del nostre portal web, millorant la seguretat, per obtenir una eficàcia i una personalització superiors, per recollir dades estadístiques i per mostrar-li publicitat rellevant.

Si continua navegant o premeu el botó "ACCEPTAR" considerarem que accepta tot el seu ús. Podeu obtenir més informació a la nostra POLÍTICA DE COOKIES a peu de pàgina.

Aceptar